Seleccionar página
Frutas: importancia de consumirlas, recomendaciones y mitos

Frutas: importancia de consumirlas, recomendaciones y mitos

Fruta, Beneficios y recomendaciones

Las frutas son fuentes de nutrientes fundamentales para la vida y para gozar de una buena salud: vitaminas y minerales.

La fruta es tu amiga.

La recomendación de consumo de la fruta es de mínimo 2-3 frutas al día. Otra recomendación es que una de ellas sea rica en vitamina C.

Las frutas hidratan, aportan fibra con efecto prebiótico, aportan vitaminas y minerales (como el potasio, calcio y magnesio).

Su alto contenido en agua facilita la eliminación de toxinas y nos ayuda a mantenernos bien hidratados.

El aporte de vitamina C ayuda al fortalecimiento de nuestro sistema nervioso e inmunológico.

Preocupaciones y mitos relativos a la fruta.

Una preocupación frecuente es: ¿Puedo comer fruta por la noche? Si te apetece sí, lo importante es que la comas, no cuándo.

Intentad incluir 2 frutas mínimo al día, en el momento que más os apetezca. Podéis mezclarlas con un yogur o kéfir, acompañando un porridge o con un poco de chocolate > 85% derretido. ¡Comer sano no es aburrido!

Nuevo Año, nuevos objetivos y metas que alcanzar

Nuevo Año, nuevos objetivos y metas que alcanzar

Propósitos para el año nuevo

Llegó el nuevo año y con él miles de nuevos retos, metas y objetivos que queremos conseguir.

Para muchas personas, uno de estos objetivos es alcanzar una buena salud, acompañada de un peso saludable que permita estar sanos y fuertes.

Si este es uno de tus objetivos te propongo que escribas exactamente QUÉ quieres conseguir, PARA QUÉ lo quieres conseguir (eso te ayudará a estimular tu motivación para conseguirlo) y, por último, decide QUÉ ACCIONES vas a emprender para conseguirlo.

Escribe todo ello en una hoja y cuélgala en un sitio donde lo veas con mucha frecuencia.

Cada vez que te sientas con pocas fuerzas para hacerlo, LÉELO todo y vuelve a llenarte de ENERGÍA.

¡Desde la Farmacia del Paseo os animamos a que os propongáis nuevos objetivos y que luchéis por ellos!

Los probióticos, la mejor protección para tu organismo

Los probióticos, la mejor protección para tu organismo

La dieta más rica en antioxidantes. El betacaroteno, rey de los antioxidantes.

Los probióticos son microoganismos que provocan beneficios para nuestra salud y que están presentes en nuestro organismo, teniendo múltiples aplicaciones en prevención y tratamientos de patologías comunes.

Normalmente son bacterias, aunque hay también otros microorganismos como levaduras; los más comunes vienen de dos grupos de bacterias Lactobacillus ó Bifidobacterium y en cada grupo hay diferentes especies y cepas concretas, cada una de ellas con diferentes beneficios para nuestra salud ya que actúan en partes distintas de nuestro como intestino, boca, piel tracto vaginal o urinario.

Numerosos estudios recientes nos demuestran la importancia que van adquiriendo los probióticos en tratamientos patológicos de distinto tipo así como en su prevención ya que son capaces de potenciar el sistema inmune, prevenir el ataque de bacterias patógenas a nivel intestinal o producir las tan necesarias vitaminas del tipo B, entre otros efectos.

Algunas de los beneficios comprobados de los probióticos son:

• Nos ayudan a reducir las diarreas producidas por la toma de antibióticos, consecuencia directa de su efecto ya que “matan” todo tipo de bacterias tanto buenas como malas. La toma de probióticos al mismo tiempo que el antibiótico (siempre separados un mínimo de dos horas en el tiempo, eso sí, sino no son efectivos) va a minimizar estas desagradables consecuencias. Aquí cepas como Sacharomyces boulariis o Lactobacillus rhamnosus se han demostrado muy efectivas.

• Mejoran todo tipo de problemas digestivos al restablecer el equilibrio de la flora bacteriana intestinal mejorando desde malas digestiones, hinchazón abdominal o gases hasta el estreñimiento, uno de los grandes problemas de nuestra sociedad; en este caso la gente usa grandes cantidades de laxantes de diferentes tipos sin actuar en el principal problema que es restablecer la flora bacteriana intestinal, ya que si ésta no está correcta y no funciona bien es imposible tener un tránsito intestinal correcto.

• Cepas como Lactobacillus bulgaricus mejoran la digestión de la lactosa reduciendo los síntomas asociados en personas intolerantes a ella.

• Favorecen la salud vaginal y urinaria, siendo muy útiles en prevención y tratamiento de infecciones vaginales y urinarias como las infecciones vaginales provocadas principalmente por el hongo Candida o las cistitis. Se ha demostrado que aceleran la curación así como recuperan mucho más rápidamente la piel y mucosas de la zona, así como evitan las tan numerosas recaídas, principal problema en este tipo de infecciones tan usuales en las mujeres. Aquí cepas como Lactobacillus crispatus se muestran muy efectivas.

• Ayudan al mantenimiento de una boca sana, ya que hay cepas como Streptococcus salivaris que actúan en la prevención de la formación de caries, gingivitis, placa dental o halitosis en gente con tendencia a estos problemas o que simplemente quieren cuidar bien esta parte de nuestro cuerpo tan importante.

• En personas con colon irritable, cepas como Bifidobacterium infantis o Lactobacillus plantarum ayudan mucho a regular los movimientos intestinales que causa esta patología.

• Mejoran la capacidad del cuerpo de luchar contra los resfriados ya que algunas cepas como Lactobacillus casei han demostrado su capacidad de apoyar al sistema inmunitario.

• En pieles muy sensibles o intolerantes al sol, hay cepas como Lactobacillus johsonii o Polypodium leucotomos que al tomarlos en preparados junto a antioxidantes y betacarotenos preparan la piel para la exposición al sol minimizando los efectos adversos que producen.

Es muy importante destacar que no todos los probióticos son iguales, ya que sus propiedades varían mucho de unas cepas a otras por lo que hay que elegir bien el producto que vamos a tomar en función al resultado que queramos conseguir, de ahí que sea tan importante el buscar el consejo de un especialista y consultar en nuestra farmacia para que nos orienten acerca del producto más adecuado, que contenga las cepas adecuadas y por supuesto la cantidad mínima de cepas de probióticos para que sea efectivo (dosis de 100 a 20.000 millones de unidades formadoras de colonias son necesarias). Con todo esto y apodemos ir advirtiendo y entendiendo un poco más la enorme diferencia que puede llegar a haber entre los diferentes tipos de productos que contienen probióticos que hay en el mercado, además de la diferencia considerable de precios entre unos u otros ya que normalmente vienen asociados a cepas de más calidad y mayor concentración de las mismas.

Poco a poco iremos desarrollando en diferentes artículos información más precisa sobre los diferentes tipos tratamientos y patologías que podemos mejorar con los probióticos, ya que se ha demostrado que tiene una gran importancia para el cuidado de nuestro cuerpo y más en la sociedad actual, en la que que debido al gran estrés y la mala alimentación que consumimos cada vez tenemos más déficit de estos microorganismos tan necesarios para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo.

¡Gracias por tu lectura. Nos vemos en mi próximo artículo!

Repara tu cabello después del verano

Repara tu cabello después del verano

Te revelamos el ritual perfecto para salvar tu pelo de los daños que sufre durante la temporada de verano

Durante el verano nuestro cabello sufre en exceso, a causa de las continuas exposiciones solares a las que lo sometemos. A esto, se le suma el salitre del mar, la arena de la playa, el cloro de las piscinas, el viento, etc. Todo ello provoca que nuestro pelo pierda brillo y vitalidad, que su aspecto sea más frágil y quebradizo y que las puntas se abran y se sequen con gran rapidez. Una vez terminado el verano, llega el momento de darle el cuidado y los mimos que se merece.

Una recomendación muy importante es pasar por la peluquería y cortar las puntas que se hayan estropeado.

Además de esto, utiliza champús específicos para cabellos secos y dañados; contienen componentes específicos para fortalecer el cabello y para que recobre su brillo natural.

Asimismo, ten presente cada cuánto es bueno que te laves el pelo, dependiendo del tipo de cabello que tienes y de cuáles sean sus necesidades. A veces, es recomendable lavarlo a diario y otras es mejor dejar pasar un día sin aplicarla productos. Ten en cuenta este factor, ya que muchas veces pecamos de creer que debemos lavarlo cada día y no siempre es así.

PhytoElixir de Phyto es un producto estrella para resucitar el cabello ultra-seco, de efecto inmediato y que puedes emplear durante una temporada.

Aproximadamente una o dos veces a la semana. aplícate una mascarilla capilar en lugar del acondicionador. Su poder nutritivo es más intenso y actúa más profundamente. Si sientes que los acondicionadores y mascarillas no son suficiente, ya que las puntas siguen abiertas y con un aspecto seco, los aceites y serums serán tu salvación. Aplícalo de media melena hasta las puntas- y verás resultados en pocos días.

¡Gracias por tu lectura. Nos vemos en mi próximo artículo!

Dieta saludable en verano. Cuida tu piel, adelgaza y gana salud.

Dieta saludable en verano. Cuida tu piel, adelgaza y gana salud.

La dieta más rica en antioxidantes. El betacaroteno, rey de los antioxidantes.

Una dieta rica en betacarotenos permite adelgazar y broncearse a la vez. El sueño dorado de muchísimas personas en verano, pero también en invierno cuando se tratamos de mantener el tipo y el tono. A partir de los 40 años las células acusan más el “efecto antioxidación”, responsable del proceso de envejecimiento. La alimentación es, sin duda,el mejor aliado para relantizar este proceso.

Siete factores clave para cuidarte durante la temporada de verano.

1. Resulta fundamental no cambiar la estructura de nuestra dieta, a pesar de la época estacional.

2. Durante la temporada de verano, procura que tu dieta tenga menos calorías puesto que el consumo de energía es menor.

3. Equilibra lo que comes y lo que consumes, sin excluir alimentos imprescindibles (legumbres, frutas, verduras, proteínas animales bajas en grasas, lácteos, etcétera).

4. Aumenta el consumo de agua para asegurar una buena hidratación. Ingiere pequeños sorbos, puesto que el organismo se hidrata mejor y mejora el aspecto de tu piel.

5. Prioriza el consumo de alimentos frescos, principalmente frutas y verduras por su mayor contenido en agua.

6. Haz ejercicio a diario e ingiere nutrientes de todos los grupos alimentarios.

7. Entre los elementos clave: vitaminas, minerales y antioxidantes.

El triple beneficio de esta dieta rica en antioxidantes
¿Cómo mejora tu salud cuando evitas la oxidación?, ¿por qué no conviene que se oxiden tus células?

Siguiendo una dieta especialmente rica en alimentos antioxidantes obtendrás un beneficio triple:

1. Alejas enfermedades, mejoras tus defensas y proteges tu memoria.
2. Ralentizas el envejecimiento.
3. Cuidas tu peso. Los alimentos más antioxidantes son las frutas y las verduras, que resultan muy nutritivos y poco calóricos. Son garantía “anti-kilos”. Son alimentos que aportan antioxidantes que no necesitan ser sintetizados, entran en tu organismo directamente a “luchar” contra los radicales libres.

¡UN BRONCEADO SEGURO!

Los antioxidantes que se sirven en el plato:

La naturaleza nos ofrece sustancias capaces de proporcionar un bronceado intenso y saludable, ya sea potenciando las defensas naturales de la piel, neutralizando la acción de los radicales libres o aumentando la producción de melanina.

A continuación te detallamos esas sustancias:

• Betacaroteno. Es el rey de los antioxidantes, estimula la producción de melanina y retrasa el envejecimiento d ella epidermis.

• Vitamina E. Retrasa el fotoenvejecimiento causado por la exposición de los rayos ultravioletas y a mantener los niveles de hidratación adecuados.

• Vitamina B. Ayuda a nuestro organismo a metabolizar las proteínas y fortalece los tejidos celulares.

• Cobre. Esencial para la formación de colágeno y aumenta la producción de melanina.

Alimentos dermoprotectores:

• Frutos secos. Su contenido en vitamina E y cobre protege frente a los rayos ultravioletas.

• Cereales integrales. Cuentan con una buena dosis de cobre y su fibra mantiene la línea.

• Cacao. Levanta el ánimo y ayuda en el bronceado.

• Aguacate. Protege de las quemaduras solares y evita el fotoenvejecimiento producido por el sol.

• Zanahoria. Indispensable, gracias a su betacarotenos, para preparar la piel para el sol y prolongar el bronceado.

• Cerezas. Su alto contenido en bioflavonoides eleva las autodefensas de las células contra los radicales libres.

• Melón. Estimula las defensas naturales de la piel frente al sol.

• Uvas negras. Potencian la formación de colágeno.

• Albaricoque. Además de alto contenido de betacaroteno, su fibra favorece la función intestinal.

¡Tu piel agradecerá que consumas estos alimentos!

Recuerda que tu organismo ya genera sus propios antioxidantes para defenderse de los radicales libres, pero si incluyes nutrientes de este tipo en tus platos le ayudarás aún más en esta tarea y ganarás salud.

¡Gracias por tu lectura. Nos vemos en mi próximo artículo!

Fármacos y conducción

Fármacos y conducción

Conoce los medicamentos que producen alteraciones en la conducción y evita peligros al volante

En España los accidentes de tráfico son una de las cinco primeras causas de muerte y la primera entre los hombres y mujeres de 15 a 29 años. Los medicamentos son causa del 5% de los accidentes de circulación graves. Pero lo más preocupante es que casi ocho de cada 10 personas que toman medicación (la gran mayoría de los conductores se médica de forma crónica) nunca ha sido advertido de los efectos negativos de estos fármacos sobre la conducción.

A continuación os detallamos una pequeña lista de medicamentos que producen alteraciones en la conducción:

• Ansiolíticos o hipnóticos como las benzodiazepinas (Diazepam)
• Analgésicos opiáceos como los derivados de la morfina
• Antidepresivos como Prozac® (o Fluoxetina ) conocida como la píldora de la felicidad
• Antihistaminicos como la Cetirizina, Ebastina etc.
• Antimigrañosos
• Antihipertensivos
• Antibióticos como los antitusivos y preparados oftalmológicos (colirios)

Si a esta lista añadimos sustancias estupefacientes como la cocaína, heroína , marihuana y otras drogas de diseño como el MDMA (abreviación de su nombre semi-sistemático 3,4- metilendioximetanfetamin, usualmente conocido como éxtasis) junto con el alcohol nos encontramos ante un cóctel explosivo en las carreteras.

Con la crisis económica que azota nuestro país, en los últimos años se ha incrementado el consumo de estos fármacos y a día de hoy sigue extendiéndose su uso. Su éxito se debe a su capacidad de tratar desórdenes como la fobia social, el estrés, el trastorno de ansiedad generalizado, la crisis de pánico recurrente o incluso el trastorno obsesivo-compulsivo entre otras patologías.

Todos estos fármacos pueden producir mareos, fatiga, ansiedad, agitación, cefaleas, somnolencia, visión borrosa, desorientación e incluso un aumento de riesgo de suicidio, especialmente en conductores jóvenes. Pero es que la descontinuación sin un control adecuado puede dar un efecto rebote.

Cuando pensamos que estos conductores consumidores pueden cruzarse cada día con nosotros en la circulación, la pregunta surge de inmediato. ¿Estamos seguros cuando estamos al volante?

Precisamente porque el peligro de mezclar sustancias de forma totalmente involuntaria es muy cierto, corresponde a los médicos informar a sus pacientes sobre los riesgos potenciales sobre la capacidad de conducir, centrando la atención en el seguimiento en los primeros días de uso, vigilando la aparición de estos efectos (sobre todo en dosis altas)y si fuera necesario desaconsejar conducir hasta acostumbrarse a la medicación o finalizar el tratamiento.

A los conductores se les debería exigir la responsabilidad de abstenerse de circular, con o sin consejo médico, si ven que alguna de sus capacidades resulta mermada por los fármacos. Lo contrario supone exponerse a un riesgo de consecuencias imprevisibles para ellos mismos y para el resto de los usuarios de la vía.

¡Gracias por tu lectura. Nos vemos en mi próximo artículo!